viernes, 28 de mayo de 2010

Cimas de Gredos 2010

Después del mal tiempo en los “Puertos Míticos de Ávila”, había muchas ganas de hacerlo bien en esta marcha.

Por distancia y desnivel, en principio esta marcha tiene menos dureza que los Míticos, pero sin embargo, tiene algo que la hace muy difícil, y es la concentración de mucho desnivel en la parte central del recorrido.

A diferencia del año pasado, se da la salida con puntualidad británica a las 8:30h de la mañana. A mi lado, Iván y algún otro conocido de tierras castellano manchegas. En los primeros compases voy saludando a gente conocida de otras quedadas, y poco a poco, voy subiendo posiciones.

Como el año pasado, existe un tramo neutralizado de 15 km que se hacen insoportables. Por un lado, la organización pide que no invadamos el carril izquierdo puesto que está abierto al tráfico, y por otro lado, está la gente que se pone a dar frenazos porque ha visto a alguien conocido, y claro, cómo no vamos a saludarle!, aunque tiremos al que va detrás.

Todo sería más fácil si se diera vía libre mucho antes, el pelotón se enfilaría y se vería qué pronto la gente deja de saludarse y de invadir el carril contrario.

Al llegar al cruce de la gasolinera empieza la subida “oficial” al Piélago, aunque ya bastante antes, un par de repechos muy duros han hecho que el pelotón de vaya descomponiendo.

Mi idea era ir con los primeros y hasta donde aguantara. Y así lo hice.

Durante la ascensión rodaba en un grupo de aproximadamente 20 personas que comandaba la marcha. El ritmo muy exigente, tanto que llegué arriba con lo justo, y sabía que mi objetivo de rodar en cabeza había llegado hasta ahí. Llegué pasadísimo, con la sensación de haber gastado demasiado, y como si se tratara de una carrera de 60km, en lugar de una marcha de 165km.

Comenzamos el descenso, y es aquí cuando pierdo contacto definitivamente. Al paso por el pueblo de Marrupe, paso por encima de un resalto que estaba calificado como categoría especial, y pierdo uno de los bidones. Muy bien! Es justo lo que necesitaba….

No estaba dispuesto a parar a por él porque se iba a mil por hora, y pensé que tendría que parar en más avituallamientos de los que tenía pensado, pero bueno, qué le vamos a hacer.

Formamos grupeta, y a lo lejos divisamos al grupo de cabeza, donde parece que hay parón. Nos organizamos a relevos y le damos caza, pero de nuevo, gastando unas balas de más.

Entro en la zona de recuperación y pregunto,:

- Oye tío, ¿y el avituallamiento líquido?
- Lo hemos pasado hace un rato
- No me jodas! Pues se me ha caído el bidón y no tengo casi nada hasta Serranillos.
- Toma, echa un trago del mío.
- Gracias!!!!

Tampoco quise abusar, porque era capaz de beberme el bote entero, así que le di un par de traguitos para salir del paso. Más adelante ya pondría cara de sufrimiento para que alguien me ofreciera más agua.

Empezamos la subida a Pedro Bernando, un puerto tendido y que se sube bastante bien. La parte más difícil son los 4 primeros kilómetros hasta llegar al pueblo. Su dureza no reside en su desnivel, sino en su longitud: 19km. Además, hay que añadirle que una vez coronado, y tras un descenso de 3 km, se comienza la ascensión al puerto de Serranillos.

La subida la hacemos un grupo de aproximadamente 15 personas. A estas alturas, el grupo de cabeza está bastante lejos, y ya sólo queda poner un buen ritmo y hacer la marcha “disfrutando”. Cuando coronamos Pedro Bernardo, aprovecho para comer un poco ya que enseguida comienza el puerto de Serranillos. Se agarra un poco más que el anterior, pero no mucho. Sin embargo, entre la falta de agua, y el ritmo alto que se pone, lo paso un poco mal. Sólo pienso en llegar al avituallamiento, beber y estirar un poco. Al coronar, me atienden como a un marqués, me dan agua, Gatorade, barritas, de todo…A una chica la dije: “Vale coño, no me metas más peso!”. Creo que jamás he bebido con tanta ansia, echándome agua por encima, o Gatorade, o lo que fuera….Pensé: “Si bebes así, es porque ya estás deshidratado”.

En este avituallamiento suele parar todo el mundo, por lo que pierdes de vista a la gente con la que ibas, unos han salido antes que tú, y otros aún se quedaban reponiendo fuerzas.

Bajada de 6km al pueblo de Serranillos, y aquí aparece el cartelito que te da una ostia en la cara: “76km a meta”. Noooooooooooooooo!!!!!!!!!!!! Pero si creo que llevo todo el día haciendo fuerza, ¿cómo me van a quedar 76km?. Pues sí, empiezas a echar cuentas, y todo cuadra.

Alé, no lo pienses más, y a seguir para delante.

Cómo mola el tramo de Navarrevisca, la madre que lo parió. Quito plato, pongo plato, quito plato, pongo plato….nadie por delante, nadie por detrás….¿Me he perdido? ¿Qué día es? ¿Quién soy? ¿De dónde vengo? Pim, pam, toma lacasitos….Me pongo de pié, me siento (chof, chof), me pongo de pié, me siento (chof, chof)….Joder, qué ruido más raro no? Bah, será el terreno….

Llegamos al cruce que da comienzo al Puerto de Mijares, con su correspondiente cartel de: “59 km a meta”…Venga joder, no seáis mamones, mentidme, decidme cualquier cosa, si soy un ingenuo….

Pues nada, venga, para arriba, total, esto es lo que mejor se me da….Me pongo de pié, me siento (chof chof), me pongo de pie, me siento (chof chof). Madre mía, no recuerdo que esto lo hiciera otras veces que viniera por aquí….Qué asco de puerto: Plas, recta, plas, puente, plas, giro, plas, coronas. Llego al avituallamiento y el colega me dice: “Venga que ya lo tienes, te quedan las banderillas y la puntilla”. Mira qué gracioso.

Comenzamos el laaaaaargo descenso….Es curioso, pero si no daba pedales, me dolían las piernas. Iba un poco acalambrado, pero soportable. En las curvas noto como la bici patina de atrás, y bueno, pienso que será el terreno….

Engancho un grupo de 5 tíos al llegar a Casavieja, que será mi grupo hasta meta….Vamos a buen ritmo pero sin cebarnos. Los 2 tíos que iban tirando conocían muy bien el terreno, y debo reconocer que yo no me acordaba del año anterior.

Al llegar a Piedralaves empieza una subida que a esas alturas se hace infernal, y le pregunto a uno de ellos:

- ¿Este “puerto” se llama de alguna manera?
- En sí no tiene nombre, pero nosotros lo llamamos “Las banderillas”

Ahora todo cuadra. A mi me atravesaron por completo, que desgarro por dios. Todos quitamos plato, aunque lo subimos con alegría….

Venga chavales, que ya sólo queda “La puntilla” del La Adrada…..Puntilla no, puntillazo!!!! 800m sólo, pero qué 800m….Y de pronto: pis, chof, chof, chof, chof….Pues ahora si que tengo que parar, no hay más remedio. Efectivamente, el ruido que iba oyendo cada vez que me sentaba desde Navarrevisca, no era ni más ni menos, una pérdida paulatina de aire en mi rueda trasera, hasta que dijo basta y se desinfló del todo. Un coche para, y me dice que me echa una mano para cambiar la cámara.

- ¿Cuánto queda?
- Nada, bajas el repecho y entras en meta.
- Pues va a cambiar la cámara su p…m

Nada, nada, decido que tiro para delante de pié, al estilo Olano en el mundial. No hemos llegado hasta ahí para perder 10 minutos cambiando la cámara….

Con sensaciones encontradas entro en meta, con un tiempo de 5:34h, 20 minutos mejor que el año pasado. Aún no se porqué, pero no quedé del todo contento, a pesar de la mejoría respecto al año anterior. Supongo que es la sensación de ver qué lejos estoy aún de la gente que realmente anda, y de las malas sensaciones que tuve a lo largo de la prueba. El ganador, Felipe Peces, hizo un tiempo de 5:03h. Increíble. Para añadirle aún más mérito, unas horas antes, había conseguido un 3er puesto en la carrera de “El Escorial” de Copa de España.
Al llegar a casa, pude comprobar cómo la cubierta tenía 2 mosdisquitos que hacían que poco a poco fuera perdiendo presión....

5 comentarios:

Galan dijo...

Enhorabuena crack, a pesar de las adversidades hiciste un tiempazo y un gran puesto. Piano piano, que algún día estarás con los de alante. Tu progresión de avala.

tritata dijo...

-voy a por los de delante...yo creo que el año pasado no pensabas en esas cosas,así que ahí está la mejoría...lo de las sensaciones,pensaba mientra subía los lagos que siempre voy a tener las mismas sensaciones sólo que con otro ritmo(pero eso es ser ciclista no?)así que haz caso sólo de las buenas...
De todas formas enhorabuena,genial!!

SMM dijo...

Bonita marcha descubri, y con los puertos que a mi me gusta, tendidos y largos. Lastima de esos calambres, que si no llego con vosotros.

Que vaya ritmito marcasteis.

Un tiempazo te marcaste. Ahora a hacer lo mismo en master, eh?.

Salu2

LOS PERILLANES dijo...

Galán tiene razón, algún día probablemente estarás con los del grupo delantero.

Pero más que pensar en ese día, yo disfrutaría del presente, que muchos quisieran/mos.

La Quebranta espera¡¡

Luidgi (Luis de Arriba) dijo...

Ha sido un placer compartur contigo hoy la salida. Es un lujo ir con gente de tu nivelazo. Te recuerdo mi EMail: luis.arriba@gmail.com. Un fuerte abrazo!